fbpx

¿Vos viste lo que subió la Canasta Básica?

Canasta basica Bahía Blanca

No quiero ser alarmista, no quiero que te agarre más mal humor del que ya tenés por leer este artículo pero me preocupa cada vez más que no me esté alcanzando la plata.

Quiero escribir este post porque soy de frecuentar la red social Twitter y en campaña veo cómo políticos del oficialismo y de la oposición salen a hacer campaña electoral con mensajes marketineros y vacíos.

En fin, más allá del hartazgo que tengo de ver políticos en campaña, creo que todos notamos que la realidad pasa por otro lado, y es la Canasta Básica la que nos lo recuerda, es decir, cuando notamos que nuestra billetera cada vez está más flaquita.

Estamos tristes y la dirigencia argentina –esa que tiene peso, y que maneja los destinos económicos de nuestro paíssubestima el aspecto emocional de la crisis.

$72.935 pesos debe ganar una familia tipo para no ser pobre. La misma familia tipo debe ganar $31.849 para no ser indigente.

Leyendo un artículo de Francisco Rinaldi para La Nueva. en base al clásico informe del Centro Regional de Estudios Económicos de Bahía Blanca-Argentina (CREEBBA) que se decía que para no ser pobre una familia bahiense de cuatro miembros (padre, madre y dos hijos en edad escolar) tuvo que reunir ingresos por encima de 72.935 pesos, mientras que un hogar de idéntica composición, tuvo que juntar $ 31.849 para no ser caracterizada como pobre-indigente.

Mientras leía, me puse a pensar -de vuelta- en la campaña electoral; en el presidente que quiere legalizar la marihuana para uso recreativo, en Santilli que -sin conocer la provincia de Buenos Aires- quiere “escuchar, planificar y trabajar”, en Manes que “dio el paso”. Dios mío…

Ninguno -por ahora- propone nada. NADA.

No hay propuestas que toquen este tema tan sensible y fundamental. No hay propuestas de ningún tipo. Aunque sea mentime. Ni Manes –especialista en vender humo, y solo intenta agrandar la grieta– tiene una ficticia propuesta concreta.

Solo mensajes vacíos para un público -el público argentino- frustrado, decepcionado. Quizás estoy hablando solamente a título personal. Puedo equivocarme haciendo una proyección de lo que yo siento pensando que otros están igual de decepcionados.

Teniendo en cuenta la CBT que es la canasta indicativa del límite de la pobreza porque incluye bienes alimentarios y no alimentarios, servicios, etcétera, aumento el 56,3% en un año, los sueldos no aumentan en esa proporción no me alcanzan las excusas “estamos en el medio de una pandemia”, “la economía después la arreglamos”, y frases poco empáticas de ese estilo.

Sí, es cierto. Hemos superado crisis económicas. Somos expertos en ese tema. Pero esta crisis es bien diferente porque se le suma la crisis sanitaria y psicológica. 

Mirando estos datos que salieron del informe de CREEBBA, atravesando nuestras realidades personales, y en tiempos electorales les pido a los políticos empatía. No una empatía para la foto sino que sea consecuencia de entender la complejidad del momento que estamos pasando.

Algunos pocos que están haciendo campaña lo entienden. La mayoría no.